Circling / Las Bases*

Esta es una foto de 7 de los facilitadores de Circling en Suiza - Romana, Marco, Karin, Fabiola, Magnus, Barblin y Nora - Julio de 2015

Esta es una foto de 7 de los facilitadores de Circling en Suiza - Romana, Marco, Karin, Fabiola, Magnus, Barblin y Nora - Julio de 2015

Nos sentimos felices de que nos acompañes.

Esta serie te guiará a través de algunas de las bases de Circling tal como las vemos en Circling Europe. Nuestra esperanza es que a través de estas sesiones comencemos un diálogo, entre nosotros y en esta comunidad en donde conscientemente desarrollamos nuestra cultura.

Circling continuamente revela una manera distinta de conocernos a nosotros mismos, a los demás, y al Mundo—una manera que es menos fija y que cambia a medida que nosotros cambiamos y aplicamos nuestro conocimiento.

Por lo tanto, la guía que proveemos en esta serie tiene como intención brindar claridad con distinciones poderosas y a la vez ayudar a “desmantelar” conceptos para así poder confiar más plenamente en lo desconocido. Te invitamos a notar tus ideas de lo que la meditación y la conexión deberían ser, y cómo te sientes respecto a zambullirte en algo nuevo.

En esta serie:

Cubriremos los siguientes temas:

  1. ¿Qué es Circling?

  2.  Los 5 Principios

  3. ¿Cuales son “las reglas”?

  4. Guía de Inicio: Notar

  5. Guía de Inicio: Curiosidad

  6. Dos Formas: Círculo Enfocado y Círculo de Liderazgo en Entrega

  7. Confiar en Nuestras Emociones Alarmantes

  8. La Elegancia del Conflicto

     

¿Qué es Circling?

Circling es una práctica de meditación en conexión.


Qué significa esto?

Circling es una meditación en el sentido de que prestamos atención exquisita a lo que ya está presente, sin necesidad de llegar a algún lado o de cambiar algo.


Circling es una forma de experimentar el Mindfulness Interpersonal, es una práctica en el sentido de que estamos relacionándonos activamente intencionadamente desde el uso de nuestra atención, no teorizando acerca de cómo nos relacionamos. Es también una práctica porque estamos continuamente creciendo, aprendiendo, explorando y descubriendo—no existe el Círculo perfecto y nunca “terminamos” realmente.


Circling es en conexión en el sentido de que estamos trayendo conciencia a la cualidad de una relación. ¿Qué está entre nosotros? Nuestro foco son las personas, pero a un nivel fundamental estamos siempre explorando la conexión entre lo que definimos como “yo” y lo que vemos como “no-yo”.


Qué significa esto en la práctica?

Nuestra intención es que esta lista guíe nuestras exploraciones, sin limitar al infinito misterio que se despliega entre nosotros. Circling incluye:

  • Estar abierto a no saber y a la incertidumbre.

    • No tener la expectativa de que tu experiencia directa haga sentido de inmediato.

  • Una creciente confianza y acceso a la inmediatez del momento presente.

    • Dejar ir el intentar hacer que algo suceda.

    • Reconocer que el sentido de carencia interior o el vacío en nosotros pueden ser guías hacia conocer lo que somos.

    • Seguir el movimiento único de lo que está emergiendo y siendo revelado.

    • Sentirte feliz de descansar en tu presencia misma y no sentir presión de tener que hacer algo.

    • Una capacidad cada vez mayor para discernir tu experiencia y darle un sentido.

  • Abrirnos a todo el campo de la experiencia (material, sutil, causal, no-dual).

    • Invitar presencia plena a tu cuerpo entero.

    • Debilitar el sentido de separación entre El Yo y El Otro: un sentido de co-surgimiento extático.

  • Ver a los demás como perfectos, tales como son, incluyendo aquello que te gustaría cambiar y tu deseo de cambiarlo.

    • Apreciar a los demás incluso si la conexión es dolorosa.

    • Co-explorar y tocar base con los demás para ver si hay realidad compartida.

    • Sintonizar con el alma profunda de los demás y volvernos cada vez más sensibles a la expresión verdadera que se manifiesta a través del lenguaje.

    • Una capacidad de penetrar hasta verdades más profundas.

  • Apertura al conflicto y a las diferencias.

    • Explorar las diferencias para ver si involucran proyecciones tuyas y si puedes ofrecer una percepción poderosa del otro.

    • Aprender a mantenernos en relación en vez de en una discusión de lo que es correcto/incorrecto.



Circling como una "Manera de Ser"

Algunas personas abrazan a Circling como un “conjunto de habilidades”—de comunicación, empatía, autoconocimiento y liderazgo grupal. Otras personas piensan en Circling como una comunidad, o un movimiento que fomenta una cultura de gran autenticidad e intimidad.


Amamos desarrollar estas habilidades y somos apasionados del impacto que Circling tiene en la cultura. Aún así, nuestra preferencia es humildemente ver a Circling como un camino hacia una mejor forma de vida. Hemos visto que esta “manera de vivir—por ponerlo de manera simple: esta presencia en conexión—consistentemente mejora las vidas de aquellos que están dispuestos a practicarla. De manera más esencial para nosotros, es un llamado hacia una experiencia de vida más mística/espiritual.


Los Cinco Principios

La práctica de Circling te alienta a sacar tus propias conclusiones, y a la vez te invita a permitir que esas conclusiones se re-dibujen constantemente. Los Cinco Principios pueden ser luces en este camino hacia la presencia compartida.


Las siguientes descripciones no son exhaustivas—pero te darán el entendimiento suficiente para comenzar a probar cómo puedes profundizar tu presencia dentro y fuera de los Círculos. No son reglas; son guías. No son respuestas; son preguntas para ser vividas. No son estáticas; evolucionan conforme nosotros evolucionamos.


Compromiso con la Conexión:


Este principio es una invitación a permanecer en conexión con lo que sea que emerja entre tú y los demás. Esto incluye revelarte y estar abierto al impacto—de y en—los demás. Esto no se refiere a ningún sentido forzado de tener que estar abierto o ser vulnerable; significa que investigamos más profundamente la verdad de lo que está presente en vez de evitarlo o reaccionar de manera habitual. Podemos explorar y compartir los sentimientos de desconfianza, distancia, confusión o incertidumbre con alguien más, así como podemos compartir y explorar sentimientos de vulnerabilidad, cercanía, o apreciación.

Para darte una idea de este principio, piensa en algún momento en el que hablaste sobre algo incómodo—tal vez defendiste a algún amigo que estaba siendo acosado, o hablaste sobre lo que todos querían evitar en una reunión familiar. ¿Cómo te sentiste al hacerlo?


¿Puedes también recordar algún momento en el que no dijiste algo que te parecía importante y verdadero por miedo a las reacciones de los demás?

Son este tipo de situaciones y sentimientos los que nos abordamos con presencia, y vamos desarrollando maneras poderosas y ágiles de pasar del conflicto y el dolor a la creación de una conexión más profunda y un ganar/ganar.

Ahora considera si hay alguna relación en la que existe una verdad que estás intentando evitar. ¿Te imaginas poder decirla, y poder permanecer abierto a cómo esto impacta a la otra persona? Aunque esto no siempre es fácil y la resolución no está garantizada, Circling es una ambiente que en verdad nos ayuda a enfrentar estos retos con los demás.

 Adueñarte de Tu Experiencia:

Este principio se trata de llegar a nuestra verdad más profunda, a nuestra experiencia incuestionable más allá de nuestras proyecciones. Nos anima a tomar responsabilidad por lo que está sucediendo en nosotros, y a permanecer abiertos a que eso cambie. Frecuentemente esto requiere el dejar ir los resultados y admitir sentimientos que retan a nuestro sentido de quién somos. Involucra la voluntad de sentir nuestro cuerpo, sentir las sutilezas en nuestra experiencia y abrirnos a nuestras emociones más desafiantes. El nivel más avanzado de este principio es sentirnos 100% responsables por toda nuestra experiencia.

Para hacerte una idea de este principio, considera algún lugar en tu vida en el que estás culpando a las circunstancias externas, donde algo se siente fuera de tu control. Ahora, ¿puedes intentar simplemente describir cómo se siente ser tú?

Por ejemplo, pasar de ‘mi jefe me está atacando injustamente’ a ‘en presencia de mi jefe me siento tenso e inseguro’. La primera declaración es discutible, pero la segunda sabes que es verdadera en ti y es una experiencia más adueñada.

¿Has conocido a alguien que parece culparte por ser quien eres? ¿Y qué tal si lo comparas con alguien que está más dispuesto a ser realmente honesto acerca de cómo él o ella contribuye a sentirse desafío en conexión contigo? La diferencia puede ser pequeña y aún así muy poderosa.

  Permanecer en El Nivel de las Sensaciones:

Al incluir las sensaciones sutiles del cuerpo en nuestra conciencia y expresión, podemos compartir de manera más poderosa, con más presencia, y descubrir más verdad. Estas sensaciones frecuentemente contienen la menor cantidad de interpretación y por ende pueden sorprendernos con conexiones fuera del análisis racional. Esto se trata de nuestras sensaciones y emociones vivas y encarnadas—no de compartir sensaciones corporales de manera ‘seca.’

Para conectarte con este principio, nota tu acción de respirar. ¿Puedes sentir el movimiento de tu estómago al inhalar y al exhalar? ¿Puedes sentir el aire acariciando la piel debajo de tus fosas nasales? ¿Que más puedes notar en relación a mí, el que escribe esto, o el contenido? ¿Alguna sensación o reacción emocional o sentimientos de apertura o tensión?

 

Confiar En Tu Experiencia Presente:


Este principio nos invita a honrar la verdad relativa de cualquier experiencia dentro de nosotros, mientras discernimos lo que está sucediendo. Frecuentemente es una invitación a confiar en lo desconocido, a incluir experiencias no-racionales, y apunta hacia algo más allá de nuestra conciencia individual.

Para hacerte una idea de este principio, encuentra un juicio sobre ti mismo, especialmente uno del cual te gustaría deshacerte. Ahora imagina que expresas ese juicio con compasión y sabiduría…¿Qué regalo te ofrece ese juicio?


Un ejemplo para mí es que frecuentemente me juzgo a mí mismo por cuidar al otro cuando en realidad sólo me siento incómodo con algo en la conexión. Escuchar a esta incomodidad debajo de ese cuidar del otro y compartirla abiertamente puede brindar un cuidado más profundo, y un sentido más grande de mi poder personal. Así que en lugar de un cuidado tibio, soy capaz de brindar poderoso amor que nos abraza a los dos.

 

Acompañar al Otro en su Mundo:


Apreciar profundamente la perfección del otro en cada momento, mientras aportamos una visión penetrante de los matices en su forma de ser. Ver su inocencia inherente, sin asumir nada, y estar dispuestos a retar las suposiciones en ambos (sin ningún esfuerzo por cambiar la manera en que algo o alguien es). Este principio es un indicador no sólo para entender a alguien intelectualmente, sino también para entregarte a estar con esa persona en el momento presente.

Para experimentar este principio, piensa en algún político que te desagrade, o en alguna persona en tu vida que te altere. Ahora imagina que tú eres esa persona, haciendo exactamente lo que ellos hacen. Pero a diferencia de ellos, tú puedes investigar sobre tu experiencia mientras sucede: ¿Cómo se siente en tu cuerpo? ¿Cómo ves a los demás? ¿Qué ocasiona que te sientas y actúes así? ¿Te sientes amenazado, temeroso, o anhelas algo? ¿Cómo es que hace perfecto sentido la manera en que estás actuando?



¿Cuáles son las "reglas"?

La gente frecuentemente nos pregunta, “¿Cuáles son las ‘reglas’ de Circling?”

Mientras que esta es una respuesta entendible y natural cuando intentamos algo nuevo, hemos descubierto que no es tan útil como preguntarnos:

  • ¿Cómo estoy relacionándome con los demás ahora mismo?

  • ¿Cómo me siento?

  • ¿Qué es lo que quiero?

  • ¿Qué tipo de dirección está emergiendo en mi?

  • ¿Estoy abierto a lo que está sucediendo?

  • ¿Pueden los Cinco Principios guiarme para abrazar a este momento de manera más completa?

Puedes incluso hacer una pausa para contemplar estas preguntas ahora mismo.

Darle La Bienvenida a Todo, incluso a nuestro deseo de tener reglas.

Frecuentemente en nuestras interacciones estamos siguiendo un conjunto de “reglas” que inconscientemente acordamos hace décadas y que dejamos atrás en nuestro desarrollo desde hace tiempo. Las reglas específicas sobre cómo actuar suelen ser una colusión mutua para ocultarnos verdades inconvenientes los unos de los otros, para de esta manera sentirnos más cómodos y seguros.

Aún así, incluso estas colusiones son invitadas a salir a la luz de la presencia en Circling. Pueden ser guías increíbles hacia mayor presencia, conexión y autoconocimiento si estamos dispuestos a explorarlas juntos.

Por ejemplo, el hábito de renunciar a decirnos verdades poco halagadoras que observamos los unos en los otros tiene la intención de mantener el sentido de la comodidad—buscando intimidad. Pero este intento de mantener la intimidad (por medio de renunciar a decir las verdades) más bien limita la intimidad; irónicamente el hablar sobre ello puede acercarnos más profundamente.

Más concretamente (de Sean): Por un tiempo mientras facilitaba junto con John a veces me volvía muy silencioso y contemplativo. John sostenía esta presencia. Sin embargo, mirando más de cerca lo que pasaba en realidad es que yo me sentía activado cuando él tomaba un liderazgo más energético en el grupo y eso me dejaba incómodo con su liderazgo y detonaba un profundo sentido de poco valor en mí. Encontrándonos los dos más verdaderamente, nos dimos cuenta de que yo realmente quería afirmarme más como líder y de que él podía adueñarse más de su incertidumbre, que era la que lo obligaba a presentarse de manera tan energética. Esto nos llevó a un sentido mayor de creatividad y unión trabajando juntos.

Circling nos invita a llevar nuestra atención hacia adentro para examinar nuestras motivaciones más profundas que nos llevan a querer “seguir las reglas” (o “hacerlo bien”, lo cual parece provenir de la misma motivación de evitar la incomodidad del no-saber). Como resultado nos enfrentamos a los límites de estas expectativas internalizadas, y frecuentemente somos capaces de liberarnos de ellas de una manera que nos provee más libertad y nos llena de vitalidad.

En vez de reglas, nos comprometemos firmemente a una estructura de investigación y retroalimentación honesta en el momento, para nosotros mismos y para la gente con la que practicamos. En lugar de suponer que podemos saber, nos abrimos a una posición de humildad. Ofrecemos los cinco principios como guías para este compromiso.

Recomendaciones Útiles (un vistazo más a fondo)

Las siguientes recomendaciones requieren una búsqueda más profunda sobre cómo los cinco principios pueden aplicarse en Circling. (Ninguna es necesaria para que puedas disfrutar de Circling, y seguirlas demasiado estrictamente puede inhibir el poder transformador de la práctica).



  • Guiar, ‘coachear,’ arreglar, y ayudar a alguien en un Círculo son generalmente intentos de “sacar” a alguien de su experiencia en vez de “adentrarlos” en ella. Como tal, incluso cuando el deseo de ayudar a alguien se siente muy genuino, usualmente proviene de un deseo de no sentir incomodidad en tu propio cuerpo. Los siguientes puntos son maneras más hábiles de abordar tu relación con alguien cuya experiencia en el momento presente estás queriendo cambiar:

    • Entrégate más al sentimiento en ti que te hace querer cambiar a esa persona y comparte o revela ese sentimiento (en lugar de ir directamente a intentar guiar al otro).(Aduéñate de tu experiencia)

    • Siéntete curioso acerca de cómo es la situación para esa persona (soltando la suposición no-verificada de que esa persona se sentiría mejor si cambiara su experiencia). (Acompaña al otro en su mundo)

    • Para mayor información sobre este tema, puedes leer los siguientes artículos (en inglés):  Is Your Well Meaning Advice Accidentally Causing Shame? y The Problem with Trying to Fix Problems, and How to Fix It

  • Contar “historias” sobre el pasado, compartir teorías, y el análisis mental tienden a ubicar a la conciencia lejos del momento presente en la relación.

    • Cuando te descubras queriendo contar una historia, pregúntate si existe alguna sensación no-deseada que estas queriendo evitar (no-deseada no significa “negativa” necesariamente, ya que podemos querer evitar sentirnos amados tanto como sentirnos avergonzados).(Permanecer con el nivel de las sensaciones)

    • Si realmente quieres contar una historia o incluir un contexto, mira si puedes adentrarte en el sentimiento de esa historia y hablar “desde” una perspectiva presente en primera persona en lugar de “acerca” de ella desde una perspectiva de tercera persona. (Notarás que los mejores contadores de historias, comediantes, y actores hacen esto de manera natural). (Aduéñate de tu experiencia)

      • Por ejemplo, intenta describir un limón en voz alta. Ahora imagina morder un limón, y describe tu experiencia. ¿Cuál se siente más viva? La descripción puede ser precisa y “auténtica”  de cualquier manera, pero la experiencia sentida casi siempre es más satisfactoria y conecta más.

      • Otro ejemplo del comediante Louis C.K.: https://www.youtube.com/watch?v=5HbYScltf1c

    • Existe tal cosa como la intimidad intelectual; y Circling le da la bienvenida a esto también…no obstante, parece que la cultura occidental moderna ha sobrevalorado “la mente” así que estamos haciendo espacio para “el corazón” y “el instinto”. Al final, esperamos que cada uno de estos aspectos tenga una oportunidad equitativa de guiarnos a ser más completos. (Confía en tu experiencia presente)

      • Puedes ver esto como una oportunidad para cambiar tu identidad de únicamente procesos mentales a una sintonización más integrada con las realidades internas y externas.

  • En Circling le “damos la bienvenida a todo,” lo cual inherentemente nos llevará a darle la bienvenida a las paradojas. (Compromiso con la conexión) Por ejemplo:

    • Darle la bienvenida al deseo de no querer dar la bienvenida.

    • Sentirse feliz y triste simultáneamente.

    • Sentirse orgulloso y avergonzado acerca de lo mismo.

    • Ser consciente de ti mismo y de los demás simultáneamente.

    • Estar “atorado” en una sensación y ser consciente de que estás atorado.

  • Eres tan bienvenido a sentirte “cerrado” y “en guardia” como a sentirte “abierto” y “vulnerable.” (Confía en tu experiencia presente)

    • La presencia no tiene preferencias.

    • La gente en el grupo es bienvenida a compartir el impacto que tu forma de ser tiene en ellos, lo que puede incluir su deseo de que tú seas más abierto. No necesitas hacer nada al respecto, incluso mientras permaneces con cómo eso cambia tu relación con ellos.

  • Hablar por el colectivo tiende a provocar mucha crítica; no hablar cuando algo está vivo en ti también tiende a atraer mucha atención.

    • “Hablar por el colectivo” significa decir cosas como “todos están enojados conmigo” o “vamos demasiado rápido”—las cuales son suposiciones no-verificadas que usualmente no incluyen a la diversidad de perspectivas presentes.

    • En raras ocasiones hablar por el colectivo puede ser nuestra más auténtica expresión y puede realmente resonar para todos.

  • No hay manera de no actuar: quedarse en silencio afecta al grupo al igual que lo hace el hablar.

    • En otras palabras, no hay manera de no mostrarse. Escóndete y te “harás presente” como alguien que se esconde. (Compromiso con la conexión)

  • Las proyecciones y los juicios son parte de las relaciones como todo lo demás. Compartirlas con humildad puede llevarnos a adueñarnos de nuestra experiencia de manera más profunda y a descubrir algo nuevo, pero aferrarnos a ellas y asumir que son infalibles probablemente engendre sufrimiento y relaciones llenas de conflicto.

    • La auto-investigación de tus “proyecciones” es también una parte clave de Circling.

  • En Circling estamos constantemente explorando la calidad de la conexión—sostenemos que todos ya estamos, y todo ya está conectado. (Compromiso con la conexión)

    • La conexión se puede sentir como distancia, misterio, no-saber, ignorancia, o vacío.

    • Cuando te descubras queriendo decir que te sientes “desconectado” te invitamos a investigar más profundamente cómo es ese sentimiento a un nivel encarnado.

  • Cuando “no sientes nada,” es una buena oportunidad para llevar más presencia a cómo se siente eso—una oportunidad para sentir el vacío.(Permanecer con el nivel de las sensaciones)

    • Tal vez encuentres que “nada” se siente como “vacío,” “espacio,” “entumecimiento,” etc.

    • Frecuentemente al obtener mayor claridad acerca de como “nada” se siente, descubrirás algo dentro de la nada. Esto no invalida a la nada, sólo significa qué estás en un nuevo momento con una nueva sensación como resultado de traer más conciencia.

  • Lo mismo pasa con sentirse “aburrido.” Al examinarlo, tal vez encuentres que debajo de este aburrimiento existe un deseo o un anhelo de algo más. (Confiar en y adueñarte de tu experiencia)

    • Intenta actuar sobre esto o compartir el deseo en lugar de sólo expresar el aburrimiento.

    • Nota si tu aburrimiento es una queja o una manera de culpar a alguien, y ve si más bien puedes ir a la motivación de ese sentimiento.

  • Cuando te encuentres preguntándote si deberías compartir algo o no, te recomendamos investigar qué es lo que se siente más vivo en ti y entregarte a aquello que “quiere ser compartido a través de ti.”

    • Esto puede verse como hacer una pausa, respirar, y buscar o pedir una guía interna.

    • O también puede verse como empezar a hablar sin saber cómo terminarás.

    • Puede ser útil que revises en ti para ver de dónde realmente viene el deseo.

    • ¿Sigue presente el sentimiento? ¿Y tienen relación con lo que está sucediendo en la conexión? (Acompañar al otro en su mundo)

    • Si tiendes a hablar mucho, quizás experimentes con observar más.

    • Si tiendes a quedarte callado, tal vez experimentes con expresarte más.

  • A veces nuestra expresión más auténtica no puede comunicarse por medio de palabras. A veces un movimiento, forma o postura, o un sonido particular es lo que mejor expresa tu estado.

    • Te invitamos a que le des la bienvenida a todas las formas posibles de expresión en ti.


Guía de Inicio: Conciencia y Notar

Una buena manera de desarrollar mayor conciencia en tus relaciones es ser más consciente de cómo es ser tú. Podemos lograr esto por medio de simplemente notar lo que está ocurriendo en nuestro cuerpo-mente en cualquier momento particular. 


Reconozcamos que el notar—que invariablemente involucra el acto de nombrar—inherentemente separa a la cosa que está siendo nombrada del resto de la realidad, por lo que potencialmente puede llevarnos hacia mayor abstracción. 


No obstante, reconocer lo que está ocurriendo en nuestra conciencia también puede llevarnos a una relación más profunda con lo que está presente, y puede ayudarnos a invitar a los demás a acompañarnos en eso. Nos puede abrir a maravillarnos ante la misteriosa experiencia de que existe cosa alguna. 


Tres distinciones comunes que podemos notar son “sensaciones físicas,” “emociones,” y “pensamientos.” También es bueno notar cuando tu atención es más interna (como en estos ejemplos) o más externa. Te invitamos a divertirte un poco con esta experiencia de “notar” lo que está ocurriendo en ti…ahora mientras lees esto, sobre todo en la práctica de Circling, y quizás incluso a hacer la prueba con tus amigos y más allá, en tu vida en general. 


Notar las sensaciones físicas:

  • ¿Qué sientes físicamente?

  • Si te cuesta trabajo sentir, revisa si puedes nombrar esa sensación de no-sentir. ¿Cómo es la ausencia de sensación? ¿Cómo se siente estar frío o vacío?

  • Observa si puedes notar sin juicios ni interpretaciones. (Las sensaciones corporales suelen contener la menor cantidad de interpretación).

  • Revisa si puede notar a lo que está notando.

  • Las sensaciones te pueden brindar información acerca del otro tan fácilmente como pueden darte información sobre ti mismo.

  • Cuidado: Simplemente compartir sensaciones corporales puede fácilmente sentirse como algo demasiado “seco.”


Notar emociones:

  • Nos parece útil compartir desde una emoción, en vez de acerca de ella. (¿Recuerdas el ejemplo de cómo no es lo mismo describir un limón que expresar la sensación de morderlo?)

  • No estamos tratando de encasillar a una emoción, por lo que hay infinito espacio para explorar.

    • Por ejemplo, ¿cómo es la felicidad? ¿Es una especie de satisfacción, o más alegre? ¿Es juguetona, o más nostálgica?

    • ¿Podemos realmente llegar a saber cómo es una emoción particular, dentro de nosotros o fuera?

  • Tómate tu tiempo, y permítete adentrarte en una emoción, aunque se sienta difícil de describir. Puedes dejar que tu postura física y tus reacciones informen a tu conciencia emocional y te lleven a un contacto más profundo con tus emociones. ¿Acaso tu estado emocional actual te pide algún movimiento o sonido?

  • Las emociones parecen ser transitorias.

    • Nunca hemos visto que una emoción se quede por mucho tiempo cuando es abrazada por completo.

    • Pero cuando las mantenemos en nuestro inconsciente, parecen nunca irse.

  • En Circling, no vemos a las emociones como inherentemente buenas o malas, correctas o incorrectas.

    • Como tal, no “merecen” ser sentidas ni evitadas.

    • Encontramos que las emociones son como las bananas: generalmente hay algo bueno ahí dentro, suele estar cubierto de una cáscara que querrás tirar, y si ha sido ignorado por demasiado tiempo, probablemente está casi completamente podrido y sólo sirve para hacer batidos.

  • Es fácil confundir a nuestras evaluaciones con las emociones que las acompañan.

    • Nota si tiendes a decir “Siento que…” y después decir una proyección, suposición, juicio o interpretación (en vez de la emoción o sensación que hay en ti).

    • Si notas algo acerca de alguien más, siempre puedes decir “Yo intuyo…”

Notar pensamientos:

  • Cuando compartas tus pensamientos, intenta compartir un “encabezado” del pensamiento, como el comienzo de una historia en el periódico o en un blog.

    • Esto te permite convertir la experiencia subjetiva de tus pensamientos en un objeto dentro de una conciencia más grande.

    • Puedes nombrar el hecho de que estás pensando en una sensación o emoción.

  • Investiga si el pensamiento está conectado con el cuerpo. ¿Hay alguna sensación que acompañe al pensamiento?

  • Los pensamientos que son espontáneos y que tienen más que ver con descubrir algo que con compartir ideas preconcebidas suelen ser más avivadores y poderosos.

  • Revisa si tu necesidad de analizar o “descifrar” algo es una manera de evitar la incomodidad.

    • Si notas que estás evitando algo, puedes usar a tus pensamientos para adentrarte más en la experiencia de evitarlo.

    • De este modo cultivamos y discernimos nuestros pensamientos para traernos más profundamente al ahora.

  • Si te descubres juzgando, explora si puedes darle la bienvenida al juicio y hacer alguna pregunta de manera genuina.

    • Esto te puede ayudar a cortar los ciclos interminables de juzgar a tus juicios.

    • Otra opción es no actuar desde el juicio porque puedes intuir que hay una vulnerabilidad más profunda en ti.

    • Ser un poco escéptico de tus interpretaciones suele ser saludable, pero sólo podemos llegar a ese escepticismo si nos permitimos expresar nuestras interpretaciones.

    • Por ejemplo—si piensas que tu experiencia encarnada no es tan valiosa como la mental, te invitamos a examinar más de cerca a este concepto mental. 


Para Terminar

Hay muchas maneras adicionales de categorizar tu experiencia—también puedes notar tus deseos, notar imágenes, notar intuiciones, notar a tu conciencia misma, notar a tu sentido de los demás, notar lo que imaginas de los demás, notar tu ambiente, etc.


Traer estas distinciones al Circling puede brindarte una capacidad de meta-notar que te muestra cuáles aspectos de tu experiencia te son más accesibles y cuáles te son más difíciles. ¿Cuáles son las cosas que tiendes a notar más seguido? Por último, podrías pedirle a un amigo o a tu pareja de práctica que te de retroalimentación sobre cómo se sienten cuando están contigo, y cómo se sienten al notar lo que tú estás notando. 


Todas estas maneras de notar pueden ser maravillosas añadiduras a un Círculo, y todas también pueden ser compartidas de una manera estéril y sin vida. En Circling te alentamos a que te “ensucies,” a que sigas intentando, y a que te abras constantemente a la retroalimentación de los demás. Buscamos siempre estar mejorando al tiempo que reconocemos que una idea o un estado final de perfección es algo ilusorio.


La Elegancia del Conflicto

Hay muchas maneras de entender al conflicto, tanto en los Círculos como en nuestras vidas. Dos de las más comunes son:

  1. Evitarlo por completo porque amenaza a la relación y por lo tanto a nuestra identidad. (La Mente Socializada*)

  2. Trabajar con el conflicto para resolverlo y con la esperanza de crecer para no volvernos a sentir amenazados. (La Mente Autónoma*)

  3. Pero para los niveles más altos del desarrollo humano, el conflicto no es algo que deba evitarse ni resolverse.

  4. En lugar de eso, nos entregamos al conflicto y permitimos que nos resuelva. (La Mente Auto-Transformadora*)

Esta es una forma de entender el principio del “Compromiso con la Conexión.”



En Circling tenemos la oportunidad de practicar una manera más elegante de estar con los conflictos. También jugamos con las polaridades, las cuales parecen ser conflictos, pero en realidad nunca desaparecen (como por ejemplo las energías masculinas y femeninas, o el decir que sí y decir que no). La próxima vez que estés en un Círculo, te alentamos a que pongas atención más de cerca cuando parezca haber un conflicto dentro de la práctica y te permitas explorar y revelar cómo el conflicto te impacta. Ser elegante dentro del conflicto sigue siendo algo increíblemente difícil, pero este intento de darle la bienvenida al conflicto parece acelerar nuestro aprendizaje y ayuda a revelar más bondad, verdad y belleza. 



Apertura a Inquirir

Un componente clave para dejar que el conflicto nos transforme es estar abiertos al cambio—abrirnos a una auto-investigación profunda, a cambiar las creencias que tenemos acerca de nosotros mismos, los demás y el mundo y estar dispuestos a realmente observarnos a nosotros mismos cuando recibimos retroalimentación de los demás (en lugar de automáticamente retar su veracidad).



Estar abiertos a reconocer el cambio de un momento a otro—incluso cuando pone en duda nuestra identidad misma—es una manera de entender el principio de Adueñarnos de Nuestra Experiencia.



Si tu experiencia se parece remotamente a la nuestra, está sujeta a cambiar frecuentemente y de un momento a otro; por lo tanto hacernos responsables de ella necesariamente requiere que la miremos de manera fresca en cada momento: auscultándola, cuestionándola y admitiendo cuando una verdad nueva, e incluso contradictoria emerge en nuestra experiencia presente. Esta perspectiva permite que el principio de adueñarnos de nuestra experiencia sea profundamente liberador y al mismo tiempo nos permite honrar profundamente a toda la experiencia humana.

Como dicen, una vida no examinada no merece ser vivida. Pero una vida no vivida tampoco merece ser examinada. : )

Con amor,

*Jordan y el equipo de Circling Europe. https://circleanywhere.com/